Ministerio de Trabajo y Colpensiones debe mostrar voluntad política hacer vigilancia sobre situación de trabajadores

 “Los trabajadores no están pidiendo que se les regale nada, están acudiendo a que se les garantice el acceso al derecho” fueron las palabras con las que le Senador Alberto Castilla abrió el Foro, frente a más de 100 trabajadores, junto con las dirigentes sindicales César Luque, de la Intersindical sabana y con Beatriz Carvallo del departamento de seguridad social de la CUT, en el salón de la constitución el pasado viernes 1 de diciembre.

El foro contó con la presencia de delegados del Ministerio del Trabajo, COLPENSIONES, la Contraloría General de la República y la Superintendencia Financiera, junto con organizaciones sindicales y de trabajadores enfermos como ASOMICOL, Sintrametal Bogotá, Sintra Paz del Rio, Unión Sindical Obrera, Corporación Aury Sará Marrugo, Sintracarbón, sintravidricol, Sintraimagra, sindicato REDES, Central Única de Trabajadores CUT, Intersindical Sabana, ANTHOC, Sintramineros, Asociación Nacional de Enfermeras, ASOTREDP, Federación Nacional de Enfermos de Colombia entre otros.

De las cosas que quedan evidenciadas, así como se dimensiona en los debates realizados en la comisión séptima, es que Colpensiones no tiene la ni información ni los medios para exigirle a las empresas el cumplimiento de sus responsabilidades con relación a las actividades de alto riesgo. Así mismo sucede con el Ministerio del Trabajo, quién reconoce su incapacidad de cumplir con el papel de inspección y vigilancia frente al tema, el Senador insiste en que no es posible que la carga de la prueba para evidenciar las condiciones de alto riesgo en que se encuentran los trabajadores y poder acceder a las pensiones especiales, recaiga sobre  ellos.

Ya en la comisión séptima hemos adelantado, con el apoyo de trabajadores dos debates en 2016 y en 2017, los cuales han abordado el tema de la pensión por exposición a actividad de alto riesgo. Este es un tema importante por varias razones:

  1. Porque no se tienen registro nacional de la cantidad de trabajadores que están expuestos a actividades de alto riesgo para el Sistema General de Pensiones, es decir que desarrollan actividades “Que generan por su propia naturaleza la disminución de la expectativa de vida saludable del trabajador”. En ello hemos llamado la atención del Ministerio del Trabajo, ya que este tipo de actividades de alto riesgo, al reducir la expectativa de vida saludable de los trabajadores, tienen por objetivo pensionar al trabajador aún sano.
    También se ha insistido en que si se tiene en cuenta que la población ocupada total es de 22,8 millones de personas.
    Estamos hablando de que el 56% de la población trabajadora no tiene cobertura frente al riesgo laboral, equivalente a 12,7 millones de personas, dentro de las que puede existir trabajadores en actividades de alto riesgo.
  2. Porque no se está realizando seguimiento a las empresas que están obligadas a realizar cotizaciones adicionales de 10 puntos, al sistema general de pensiones. La consecuencia es que se viene abriendo un hueco fiscal del cual no se tienen sus proporciones, soportado por el fondo general de recursos del sistema de pensiones del régimen de prima media.
    Entonces, a la hora del reconocimiento de la pensión, es de allí de donde provienen los fondos incluso en los casos donde no se le han realizado los aportes adicionales al trabajador. Hemos denunciado en el debate del 19 de septiembre, con presencia de las entidades de control, que el ministerio de trabajo y COLPENSIONES en razón a sus competencias, podrían estar incurriendo en el delito de detrimento patrimonial.
  3. Porque existen barreras de acceso para la garantía de este derecho, hemos recogido de los trabajadores casos en los que por ejemplo se les indica que deben tener niveles de exposición lo cual no es cierto, en otros casos los trabajadores ya han desarrollado la enfermedad sin conocimiento sobre este derecho y en otros han muerto ya los trabajadores durante el proceso de exigencia de la pensión.
  1. Porque las actividades de alto riesgo están al orden del día en el país, cuando se insiste en fortalecer un modelo económico basado en la explotación minera, cuanto los trabajadores siguen expuestos a altas temperaturas, a radiaciones ionizantes, a sustancias cancerígenas entre otras actividades, y donde como quedó recientemente demostrado en el caso de los trabajadores del sector aéreo, se vulneran los derechos de los trabajadores, frágiles ante el poder del capital trasnacional.

 

Concluimos que el análisis realizado, con el apoyo de técnicos y abogados especialistas en el tema, quienes trabajan con los trabajadores y enfermos nos ha indicado varias cosas:

  • Que una de las principales causas del problema es la falta de información de los trabajadores y su desconocimiento sobre el tema, quienes se ven envueltos en la complejidad propia de las normas que rigen la materia y en la maraña del funcionamiento propio de las instituciones competentes.
    La tarea de la pedagogía masiva se ha discutido con los trabajadores comprendiendo que es un reto central de las organizaciones sindicales, para el cual encaminaremos acciones.
  • Que no ha habido la suficiente voluntad política por parte del Ministerio de Trabajo para expedir la guía al Decreto 2090 de 2003, la cual contiene aspectos que brinden claridad a los trabajadores para la exigencia de este derecho. Por ello he solicitado al Ministerio que en el marco de sus competencias, expida con celeridad tal guía que ha sido su compromiso desde el año 2016.
  • Que es necesario adelantar una clara reglamentación que clarifique a COLPENCIONES y al Ministerio del trabajo, en el marco de sus competencias, el procedimiento para hacer viable el reconocimiento de la pensión por exposición a actividades de alto riesgo. Propuesta que ha sido preparada por quienes impulsan este foro.

Estas propuestas serán llevadas, entre otras instancias, a la Comisión accidental sobre precarización laboral que fue conformada en la comisión séptima bajo la coordinación del Senador Castilla, donde tienen participación un grupo de senadores, representantes de trabajadores, las entidades nacionales y los órganos de control.

Consideramos que estas acciones pueden en el futuro inmediato permitir avanzar hacia fórmulas de solución, pero requerimos también de la voluntad política de entidades como el Ministerio del trabajo y COLPENSIONES, de la observación y seguimiento a la problemática por parte de las entidades de control, pero sobre todo, de la organización y unidad de los trabajadores en torno a propuestas y soluciones.

Seguiremos escuchando y dando salidas a la problemática con elementos adicionales que permitirán mejorar el ejercicio del debate de control político sobre las instituciones que deberán velar por los intereses de los trabajadores y no en beneficio de las empresas que continúan obteniendo ganancias a cosas de las condiciones de salud de miles de personas en el país.

 

Share This: