“Alberto Castilla, así llegamos las comunidades campesinas al Senado” nuevo libro sobre esta grán apuesta colectiva

Desde el próximo 26 de enero de este año, La Fogata editorial lanzará “Alberto Castilla, así llegamos las comunidades campesinas al Senado”, libro que por medio de relatos en primera persona, registros fotográficos inéditos y diálogos íntimos con el Senador Campesino, le cuenta al público en general cómo ha sido el reto colectivo de llegar a espacios que históricamente han estado cerrados para sectores como el campesinado, como lo es el Senado de la República.

“Castilla encarna la esperanza de cambio que siempre sostuvimos las comunidades campesinas”, afirman sus compañeros del Coordinador Nacional Agrario en la presentación.

Con prólogo de Claudia Korol, grán amiga periodista Argentina, y un relato en primera persona que incluye registros fotográficos, proyectos de ley y balance de gestión, La Fogata editorial y el Senador Castilla cuentan historias de vida, la labor parlamentaria realizada y las proyecciones colectivas que tanto campesinos y campesinas, como parte del movimiento social, tienen para esta nueva etapa electoral y legislativa. Tras una primera gestión exitosa, Alberto Castilla fue elegido nuevamente por las bases para postularse a un nuevo mandato en las elecciones del mes de marzo de este 2018.

“Este libro no es una autobiografía, es la narración del camino andado por organizaciones sociales, comunidades campesinas y trabajadores y trabajadoras, contadas por uno más de ellos. Queremos contarle a todo el país y a las personas de otras latitudes, cómo ha sido nuestra experiencia, los grandes retos que ha significado tener un Senador como instrumento de las luchas sociales” Afirma Alberto Castilla al referirse al libro.

Buscamos poner en el debate público de los territorios, las organizaciones sociales y la gente en general esta experiencia nuestra, para continuar llegando a las instituciones y cargos que a lo largo de la historia del país pocas veces se han visto ocupados por quienes han vivido en carne propia la violencia, la desigualdad y la injusticia. “Queremos seguirle aportando al debate de lo que significa que el movimiento social llegue a la institucionalidad, para ser portavoces de los gritos y luchas que se dan en los barrios y veredas más olvidados de nuestro país”.

 

Share This: